Piden al MOPC detener asfaltado de calles sin mejoras esenciales

El remedio será peor que la enfermedad, expresaron vecinos ante la inminencia del asfaltado sobre la calle Mayor Martínez, pese a adolecer de obras complementarias fundamentales, como el alcantarillado sanitario y el canal para agua de lluvia.

Vecinos del barrio Campo Grande, de Asunción, alertaron acerca de las consecuencias que tendrán para el lugar las obras de asfaltado que realiza la empresa Chávez Construcciones, en el marco de los trabajos de mejoramiento de las áreas circundantes al moderno viaducto que se hará en Aviadores del Chaco y Madame Lynch.

“En este caso, el remedio será peor que la enfermedad”, expresó una vecina de la calle Mayor Martínez.

Explicó que, en base a manifestaciones de obreros que trabajan actualmente en el sector, las calles no serán objeto de mejoramientos de fondo, sino de forma.

“No harán el alcantarillado sanitario y tampoco los canales de escurrimiento pluvial. Concretamente, derramarán el asfaltado encima de la calzada, con las desastrosas secuelas que esto tendrá en pocos años, o incluso meses, porque se sabe que este barrio es bajo y hay agua de lluvia o servida amontonada casi todo el año”, indicó la indignada.

Encargados de las obras consultados por La Mira reconocieron que la capa asfáltica la están colocando sobre el empedrado existente, sin las entubaciones cloacales y pluviales, fundamentales en este tipo de emprendimientos.

De acuerdo a los datos, al menos 40 cuadras de las inmediaciones serán pavimentadas dentro del proyecto de mejoramiento de calles adyacentes al viaducto proyectado.

Vecinos de la calle Juez Pino también se quejaron de las obras “a lo Paraguay”, implementadas con la fiscalización del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC).

“Será más de lo mismo, o peor aun”, indicó Marcos Cabrera, vecino afectado por la calle Capitán Leonardo Britos, en su confluencia con Madame Lynch.

El tramo en cuestión se ha convertido en un barrial, por la acumulación de agua y tierra, debido a que derramaron asfaltado sobre el empedrado, sin hacer ningún mejoramiento de fondo, y el tránsito fluido se encargó de hacer lo suyo.

Hoy, ese tramo presenta un aspecto lamentable, que el vecindario aledaño no quiere que se repita en las calles donde se encuentran sus viviendas.

“Evidentemente, la fórmula es venir a maquillar las calles, dejándolas supuestamente en buen estado, pero con el tráfico y las lluvias que vendrán después se verán las consecuencias, cuando ya todo habrá sido costeado”, se quejó Valentina de Ozuna, quien pidió la reacción inmediata del MOPC para evitar lo que considera una estafa al contribuyente con obras premeditadamente mal hechas.

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.