Intervienen sistema eléctrico de San Pedro tras ser detectado masivo robo de energía

Casi el 40 por ciento de todo lo facturado por la ANDE en el segundo Departamento es considerado robo de energía, según el informe, que alerta sobre la caza de conexiones mau durante las próximas dos semanas.

En el marco de lucha contra el robo de energía eléctrica, la ANDE puso en vigencia el «Operativo San Pedro», que tiene por objetivo llevar adelante verificaciones e intervenciones que permitan regularizar las conexiones ilegales constatados de antemano en decenas de lugares del segundo departamento.
La ANDE vende energía eléctrica a 106.000 clientes de San Pedro, y existen irregularidades en unos 12.000 suministros, de los cuales 5.000 corresponderían a San Estanislao y 5.200 a Santa Rosa del Aguaray, de acuerdo a denuncias elevadas por técnicos del ente estatal.
De acuerdo a los datos, mediante estudios de balances de energía a nivel de distribución entre lo entregado y lo facturado, se ha detectado un nivel de pérdidas específico de 39% en lo que respecta a San Pedro.
«Tomando en cuenta estos dos aspectos mencionados, se torna necesaria e importante la verificación de conexiones eléctricas en la zona, tratando de detectar aquellas que se encuentren fuera de regla, o tal vez siquiera sean clientes de ANDE y sin embargo estén tomando el servicio sin una retribución como corresponde», afirmó el presidente de la energética, Ing. Víctor Romero Solís.
En el Operativo San Pedro se ha involucrado a un total de 14 cuadrillas con móviles de la ANDE, y contarán con el acompañamiento de funcionarios de la Unidad Fiscal zonal y personal de la Policía Nacional.
Este tipo de intervenciones tiene por objetivo:
– Mejorar la calidad del servicio a los clientes formales, quienes sufren perjuicios a causa de las conexiones irregulares e ilegales;
– Disminuir el riesgo de accidentes de las personas por conexiones precarias o mau;
– Concienciar sobre las consecuencias legales del robo de energía;
– Mejorar las finanzas de la empresa, recuperando la energía eléctrica sustraída.
El Art. 173° del Código Penal Paraguayo establece tres años de penitenciaría o multa por el hecho de hurto de energía eléctrica. Amparada en la legislación, la ANDE ha realizado este año 700 denuncias ante las distintas Unidades Fiscales, sobre este tipo de delito, que se ha extendido de forma geométrica, posiblemente debido a la impunidad y la falta de control estatal.

 

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.