Cercado por la corrupción, Evo se victimiza y culpa al “Imperio”

A Evo le quieren matar, expresó el ministro del Interior boliviano, en una denuncia polémica que según observadores político solo tiene el objetivo de victimizar al presidente para tratar de levantar su imagen golpeada por la corrupción.

En un discurso calcado de líderes bolivarianos en problemas, el presidente de Bolivia, Evo Morales, denunció una estrategia de conspiración en su contra supuestamente orquestada por el “imperialismo”, como parte de una “guerra sucia” que busca sacarle del poder por la fuerza.

Observadores políticos bolivianos coinciden en descalificar las denuncias presentadas a través del Ministerio del Interior, y señalan que tienen el objetivo claro de victimar al presidente como pantalla para ocultar el escándalo internacional protagonizado por Gabriela Zapata, ex mujer de Evo.

La justicia boliviana investiga un caso de corrupción por centenares de millones de dólares que involucra a Zapata en un negociado con una compañía china para la que trabajaba, donde emerge un supuesto tráfico de influencia del presidente Morales.

Después deshacerse públicas las denuncias contra Zapata, el presidente boliviano admitió que tuvo una relación con ella durante los primeros años de su mandato, entre los años 2006 y 2007.

Sin embargo, reiteró que no volvió a saber nada de ella desde 2007, cuando terminó su relación sentimental.

El caso de Zapata fue destapado pocas semanas antes del referendo con el que Morales pretendía habilitarse para buscar un cuarto mandato presidencial en Bolivia.

Morales resultó derrotado en el referendo, y culpa de ello a la “campaña sucia” en su contra maquinado en un momento clave previo al plebiscito.

“El electorado le pasó la factura”, opinó un votante de Santa Cruz de la Sierra, bastión electoral anti oficialista.

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.