Acuicultura, rubro estrella de la agricultura familiar, obtiene respaldo vital del Gobierno

A partir de la creación oficial del programa acuícola nacional, miles de familias vulnerables tendrán la oportunidad de dedicarse al rubro con la asistencia del VMG, y de esa manera generar solución al problema de la pobreza.

Como un logro histórico que puede cambiar el paradigma de la producción sustentable de alimentos en el Paraguay fue calificado el apoyo del Gobierno a la actividad acuícola nacional, que en pocos años ha mejorado los ingresos y el mejoramiento del nivel de  vida de centenares de familias rurales, con el valor añadido de un presupuesto ínfimo, que según los datos no llega ni al 2 por ciento de los recursos del MAG, la institución de referencia.

Se trata de la Resolución MAG Nº 282, por la cual se crea el “Programa Nacional de Desarrollo de la Acuicultura Sostenible en Paraguay”, que durante todo este tiempo se manejó como “plan”, y de esa manera no podía cobrar vuelo por las limitaciones para la captación de recursos externos, entre otras restricciones.

A partir de ahora, las puertas de la cooperación internacional están abiertas formalmente, aunque de igual manera es valorado el esfuerzo en recursos y capacitación técnica de organismos internacionales como la FAO y la Misión Técnica de la República de Taiwán, que apostaron por la acuicultura aun en su anterior estatus de “plan”.

El programa acuícola depende del Viceministerio de Ganadería, y su línea de acción gira en torno a la capacitación de familias de zonas vulnerables del país en la producción de peces de fácil manejo, como la tilapia y el pacú, entre tantos otros.

“El Gobierno declaró a la acuicultura de interés público por la importancia estratégica que tiene para la seguridad alimentaria de la población, por los beneficios socioeconómicos y tecnológicos que de ellas se derivan, y por su importancia geopolítica y genética”, afirmó la Dra. Susana Barúa, directora de la Dirección de Acuicultura del VMG.

Añadió que, entre los objetivos, se busca propiciar una gestión responsable a través de disposiciones que permitan al Estado fomentar y promover el desarrollo integral de la acuicultura y sus actividades conexas que aseguren la producción, la conservación, el fomento, el control, la investigación y el aprovechamiento responsable y sostenible de esa actividad productiva.

“El Programa coordinará la participación de otras instituciones y entidades del sector público y entidades del sector privado. Todas las dependencias del MAG darán amplio apoyo y cooperación para el éxito del Programa, siendo obligatorio ejecutar el componente que la Coordinación responsable le asigne”, aclaró la profesional.

“Considero que el Gobierno dictó la Resolución Nº 282 en base a los méritos que hemos cosechado en todo este tiempo, que con presupuesto bajísimo logramos resultados auspiciosos, en el sentido de que logramos instalar conciencia acerca de la importancia del rubro acuícola como fuente generadora de recursos y alimentación saludable, y por otro lado procuramos sin descanso obtener la declaración oficial de Programa, lo cual finalmente se dio, para alegría nuestra y de miles de familias vulnerables”, señaló la Dra. Barúa, tras destacar y celebrar la acción del ministro de la cartera agropecuaria, Juan Carlos Baruja.

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.