“Nadie tiene derecho a burlarse de la dignidad de la gente”

“Hola autoridades, no mientan más, por favor” parece decir la joven intendentable de Nueva Colombia al lamentar una nueva decepción ciudadana para recibir la reclamada ambulancia y mejoras en la atención a la salud pública poblacional.

El engaño de la 3ª. Región Sanitaria, que prometió desembarcar el pasado viernes con una flamante ambulancia para la localidad de Nueva Colombia y no lo hizo, motivó la reacción de los pobladores de la localidad cordillerana.

“No hay derecho a burlarse así de la gente”, expresó Lida Escobar, candidata a intendente municipal.

Refirió que las autoridades deben cumplir lo que han prometido para no caer en lo mismo de siempre y ser tratadas de mentirosas, ganándose merecidamente la crítica ciudadana.

“La palabra tiene que valer como antes, cuando un compromiso verbal tenía la misma fuerza e incluso validez que un documento. Lastimosamente, eso no ocurre ahora”, apuntó la joven intendentable.

Escobar acompaña el sentimiento de decepciones y frustraciones en cadena del pintoresco pueblo acunado por verdes praderas, arroyos cristalinos y un paisaje de ensueño, mientras la gente no tiene un lugar donde recibir atención digna a su salud.

De boca de la misma directora de la Región Sanitaria, Dra. Doricel de Salazar, la población recibió la firma promesa de que el pasado viernes 15 de mayo, en coincidencia con el Día de la Madre, el puesto de salud iba a contar con una ambulancia, pero ello no ocurrió.

El elemental medio de transporte de pacientes en estado crítico es reclamado bajo presión de manifestaciones periódicas realizadas en el entorno del puesto sanitario.

La medida de fuerza fue iniciada hace 42 días por Rafaela González de Bareiro, quien desde entonces se mantiene en huelga de hambre en demanda de la ambulancia, más doctores y medicamentos para cubrir, al menos mínimamente, la demanda potencial de unos 5.000 pacientes.

La población aguardó expectante el anuncio de la Región Sanitaria, que finalmente no se cumplió.

“La directora no tuvo en cuenta que ese día es feriado”, contestó lacónicamente una asistente de la Dra. de Salazar al ser consultada sobre el hecho.

“Ni siquiera se sentó bien en su nuevo cargo y ya comienza mintiendo”, alegó la huelguista, quien este sábado mostró señales de descompensación debido al extenso tiempo de privación voluntaria de alimento sólido.

En medio de la escaramuza de los ciudadanos con sus autoridades, a quienes tildan de antipatriotas e insensibles a las necesidades de la gente, el gobernador de Cordillera, Carlos María López, abrió el mismo sábado una ventana de esperanza al señalar que “todo está bien encaminado, y pronto van a tener su ambulancia”, informó la huelguista tras mantener comunicación con el ejecutivo departamental.

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *