Cargos públicos, reservados para correligionarios

Por aquí debería comenzarse a buscar trabajo en Paraguay, a más de otros feudos partidarios, porque los cargos públicos están reservados para los correligionarios, expresa la Cámara de Comercio en un comunicado.

La Cámara Nacional de Comercio y Servicios de Paraguay (CNCSP) condena la práctica de los partidos políticos de llevar a los cargos públicos a sus correligionarios, creando una casta de privilegiados a costa del derecho del pueblo de acceder sin más limitaciones que los méritos a la función pública.

Además, lamenta la justificación de algunos políticos de que acceden a los cargos por su “tarea social”.

Para la Cámara, la única tarea social de los políticos criollos es preocuparse por captar votos y llenarse los bolsillos para mantener el estado de cosas.

“La meritocracia debe ser instalada en el sector público paraguayo, y de no hacerlo, nosotros mismos nos condenamos al atraso, la pobreza y la ineficiencia”, señala el gremio de comerciantes.

Con relación al acceso a los cargos públicos, la Cámara considera que cualquiera puede hacerlo por sus propios méritos y previo concurso, incluidos los políticos.

“El problema es que los políticos acceden a los cargos más importantes y con prebendas, con lo cual el daño es aún mayor”, alega a través de un comunicado a la opinión pública.

Para la Cámara de Comercio, esta situación arrastrada del pasado, sin ánimo de mejorar con el “nuevo rumbo”, continuará indefinidamente si el sistema de selección de talento humano no es capaz de poner solo a los mejores al mando y control de la burocracia estatal.

“La corrupción no consiste solo en el pago de coimas para obtener beneficios directos, sino llevar a ineptos a los cargos públicos en base a prebendas”, expresa la CNCSP.

El comunicado se da a conocer a escasos días de que el presidente Cartes haya señalado la posibilidad de que el Partido Colorado, en el poder, vuelva a sufrir otra dura derrota en unas elecciones (en referencia a los próximos comicios municipales del 15 de noviembre) si, entre otras cosas, no pone a la gente en el centro de su atención.

El Presidente fue más allá al expresar la necesidad de que los reclamos de la población sean atendidos y se encuentren soluciones a los problemas cotidianos, y no precisamente a los juegos o intereses de sectores o ambiciones personales, como es el caso que denuncia la Cámara de Comercio.

El acceso a la Función Pública se ha cerrado para los ciudadanos en el presente período de Gobierno, salvo para ocasionales llamados a concurso específicos y para un selecto grupo de privilegiados proveniente de las castas políticas.

Mientras tanto, millares de jóvenes con necesidad urgente de trabajar golpean en vano las puertas de posibles fuentes laborales, en una clara muestra de hacia dónde se dirige la política de Estado para el incentivo del talento humano y la esperanza de mejor vida para la población.

 

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *